CARTA DE ALEMANIA.

sello_81302Hallo.

Cuando era niño uno de los acontecimientos familiares era la llegada de una carta…de España.

Eso significaba que mis abuelos maternos iban a vivir momentos de gran ansiedad y emociones, porque la apertura del sobre se demoraba, como si se tratara de una ceremonia muy especial.

En realidad, la carta venía de familiares del sur del país, pero lo cierto es que nunca nombraron un lugar determinado, sino que decían simplemente de…España.

Para ellos no era la llegada de una Carta de la ciudad que guardaban en su memoria y en sus sentimientos. Era la llegada de una Carta del país donde habían nacido.

Pensando en estos recuerdos infantiles, llegué a la conclusión que las iniciales CARTA DE BERLÍN, debería ser modificada para la identificación de CARTA DE ALEMANIA.

Puede parecer que es lo mismo y además un hecho menor e insustancial. Probablemente sí, pero para mí tiene el significado que la Carta tenga un contenido más genérico que cuando se referirse solamente a esta maravillosa capital del país.

En mi opinión Alemania sigue siendo hoy el centro de grandes acontecimientos, como lo fue en el pasado y como seguramente lo seguirá siendo en los tiempos venideros.

Se trata pues de una especie de advertencia sobre el contenido de las futuras Cartas, que DM, seguirán llevando mi nombre y a cada uno de ustedes como destinatarios.

Al fin de cuentas, un país no se lo puede reducir a una ciudad específica, sino que el todo finalmente puede permitirse una digresión sobre un lugar determinado.

Desde la ventana del lugar donde escribo las Cartas se pueden ver aterrizar y despegar los aviones de uno de los aeropuertos de Berlín. Y por el gran movimiento que se registra, es casi infalible que cada vez que giro mi mirada hacia la izquierda, puedo ver uno de los aviones operando sobre la ciudad.

Me imagino entonces, a Cartas que llegan y salen hacia otros destinos…Aunque todo sea en sentido figurado, porque los e-mail han sustituido esa ceremonia tan significativa que ocurría en mi casa, cuando llegaba un sobre que tenía un sello de a entonces, lejana tierra desde donde habían emigrado mis abuelos.

Por eso la correspondencia llegará bajo el nombre de…Carta de Alemania!

Saludos.

Diego Acosta