LA MODA INDIA

ANTIVIRUS

Prácticamente todos los días en distintos medios de comunicación, se exalta el yoga como favorecedor de la vida de las personas.

En realidad se lo presente como un “ayudador” para quienes lo practiquen, para buscar bienestar corporal y también espiritual.

Estos mensajes son tremendamente traicioneros. No se dice nada del origen del yoga ni lo que en realidad significa su práctica.

El yoga tiene una profunda raíz religiosa, basada en las enseñanzas de Buda y originarias del budismo, por lo que tiene unas derivaciones más que importantes.

Quién practica yoga, aunque lo niegue, no le guste o no lo quiera entender, en realidad está practicando el budismo, que es totalmente contrario a Dios.

Algún mal intencionado podrá decir que Buda es otro dios, pero estará ignorando que Buda está muerto y que nuestro Dios es un Dios vivo y real.

Tengamos cuidado con el budismo disfrazado como yoga!

No es lo que parece y no es lo que quienes nos llamamos hijos de Dios debemos hacer!

Lo que supuestamente son buenas intenciones, en realidad es un ocultamiento perverso del budismo. Y un día se nos reclamará su práctica!

Diego Acosta

Audio: Jésica Juez

www.septimomilenio.com