ANTI-MÁSCARAS

CONSIGNA: SER PRUDENTES Y ESCUDRIÑAR

<< ANTIVIRUS

Cada tanto hay personas que se empeñan en demostrar que efectivamente, son tontos!

Y lo hacen dando argumentos tan absurdos, que si no fuera que se trata de situaciones importantes, serían dignos de ser desechados en el momento.

Citaremos dos casos. Un profesor comentó que había ido a visitar a la familia de su nuera en Taiwan y que se quedó asombrado por el uso casi total que hacen las personas de las mascarillas o máscaras o como se les llame en cada región.

Ese uso masivo, garantiza a las personas una ínfima posibilidad de contagio. Cuando el profesor regresó a su país, un alumno le preguntó para que usaba la mascarilla.

Es una tontería que no sirve para nada, terminó el alumno en medio de las sonrisas de sus compañeros. La respuesta del profesor enmudeció a la clase: La uso para protegerte a tí!

La otra historia es el argumento empleado en una conversación radiofónica. Una persona dijo que las máscaras contribuían a inhalar el humo de los vehículos y que por tanto no deberían usarse.

Respuesta: Este argumento significa que si una persona deja de usar la máscara en la calle, deja también de inhalar el humo de los coches?

El Libro de Proverbios nos advierte acerca de la tontería humana!

Diego Acosta

www.septimomilenio.com

NECEDAD

DEVOCIONAL

Siendo muy objetivo pienso en los problemas que me habría evitado a lo largo de mi vida, si no hubiera obrado neciamente en muchas ocasiones en que era necesario ser sabio.

Precisamente por eso, se dice que una persona es necia, cuando obra con terquedad, con insistencia o perseverando en lo que manifiestamente es producto de un ánimo descontrolado.

Cuando desaparecen las razones en aquello que me propongo hacer o decir, caigo en la categoría de porfiado y por tanto solo presto atención a aquello que deseo o en lo que tengo una fijación.

Por eso en el Libro de Proverbios, se hace especial mención a los que obran con necedad, para advertir de las malas consecuencias que pueden sobrevenir cuando se actúa con imprudencia.

Reflexionar y pensar en Jesús, me apartó en los momentos difíciles de las decisiones equivocadas y me ayudó a no agravar lo que ya era malo.

Proverbios 15:7
La boca de los sabios esparce sabiduría;
No así el corazón de los necios.

Provérbios 15:7
Os lábios dos sábios derramarão o conhecimento,
mas o coração dos tolos não fará assim

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com