Una cuestión de modas

Blog del TIEMPO

El mundo sigue con su dictadura sobre quienes solo saben vivir cuando se les dice cómo deben hacerlo.

De esta manera somos condescendientes con todo, especialmente con lo malo, porque en realidad no significa otra cosa que el triunfo del mal sobre el Bien.

Lo dramático de las modas es que no solo afectan las formas de vivir, sino que permiten que se intente que los padres pierdan las potestades irrevocables sobre sus hijos. Entre otras cosas…

Del mismo modo la cuestión de las modas también está afectando a las congregaciones, donde prevalece lo superficial sobre lo que debería ser absolutamente espiritual.

A los cultos-espectáculos se sumas las predicaciones-cordiales, con lo que Dios queda relegado a un plano puramente formal y distanciado cada vez más de lo verdadero. Y Jesús, casi olvidado en el fragor de su exaltación vacía y lejana.

Estamos advertidos. Las modas serán causas en el Juicio.

Diego Acosta

Las maravillas que nos rodean – La Creación – 668

El asombroso espacio exterior
nos confronta con nuestra pequeñez,

nos coloca en la verdadera dimensión que tenemos
que solo se justifica
porque somos las joyas de todo lo Creado.

Aprendamos esta lección que nos concede el Señor
para vivir con humildad.
LA CREACIÓN

Cada vez que callamos

DEVOCIONAL

Cada vez que debiendo hablar, optamos por el silencio estamos siendo cómplices de cuestiones que un día se nos reclamarán.

Callarse, no solamente es una forma de cobardía, sino también una actitud perversa de nuestro corazón, que nos lleva a la complicidad, porque nos resulta más conveniente o menos comprometido.

Pero si esto no fuera lo suficientemente grave, si recordamos las palabras de Jesús, entonces sí que estamos haciendo algo mal y solo recogeremos malos resultados.

El Hijo del Hombre, nos mandó cuidar al Prójimo y callarnos cuando debemos hablar, es una forma de no cumplir con su Mandato y también de exhibir que no somos fieles a quién nos dio la Salvación.

Cada vez que me callo siento un profundo desasosiego en mi interior, lo que es una evidencia de que mi conciencia me está reclamando y lo que el Espíritu me está exigiendo.

Callar es una triste forma de no ayudar al Prójimo y una penosa demostración de que somos indignos de llamarnos hijos de Dios.

Isaías 62:6
ES –
Sobre tus muros, oh Jerusalén,
he puesto guardas; todo el día y toda la noche no callarán jamás.
Los que os acordáis de Jehová, no reposéis
,

PT – Ó Jerusalém! Sobre os teus muros pus guardas,
que todo o dia e toda a noite se não calarão;
ó vós que fazeis menção do Senhor, não haja silêncio em vós,

Diego Acosta / Neide Ferreira

Si se burlan de un compañero…

ANTIVIRUS

Las historias de acosadores y acosados, son muchas y antiguas. Es posible que en estos tiempos hayan quedado más en evidencia, pero creemos que desde siempre esta situación ha existido.

Y existirá lamentablemente!

Por qué?

Porque hay algo en la naturaleza humana que nos lleva a actuar malamente contra los débiles y también creemos, que en el fondo hay una debilidad o una forma de cobardía latente entre los acosadores.

Sorprende como un cartel ha sido expuesto en el baño de un colegio que tiene un texto sobrecogedor: SI SE BURLAN DE UN COMPAÑERO, NO ME RÍO.

Es toda una declaración de lo que ocurre en la mayoría de estos casos, cuando el escenario es un centro escolar de cualquier nivel y sin distinción de sexos.

Los otros acosos, los menos visibles resultan tan preocupantes como los que tienen notoriedad, porque los resultados son los mismos y los daños que provocan pueden ser mayores.

Jesús nos demandó cuidar al Prójimo y actuar contra el acoso, es una forma de cumplir.

Diego Acosta

Un árbol malo no dará buenos frutos

Jesús nos enseñó que solamente los buenos árboles
daban buenos frutos.
Si vivimos en maldad, lo que recogeremos será malo,
por lo que es hora de cambiar
y comenzar a dar buenos frutos, como los buenos árboles.
Diego Acosta – MENSAJE DOMINICAL

CONGREGACIÓN
SÉPTIMO MILENIO