EL ESPÍRITU OLÍMPICO

ANTIVIRUS

Los Juegos Olímpicos representan uno de los grandes espectáculos que se ofrecen cada cuatro años. Cinco en el que se está celebrando por causa de la peste.

El asombroso número de participantes y las cifras de los costos de  organización, suponen nuevos records. Objetivo que para muchos atletas es el máximo anhelo.

Pensando en todas estas cuestiones, llegamos a la conclusión que el verdadero “espíritu Olímpico” que tanto se proclama, no está en ninguno de los elementos que hemos señalado.

Estaría, suponemos en el de los hombres y mujeres que llegaron anónimamente que se volverán en las mismas condiciones. Solo habrán cumplido con su sueño de haber participado y con la alegría de haber representado a su país.

Estos anónimos, saben perfectamente que no tienen en la práctica ni la más remota posibilidad de ganar, pero igual participan. Tal vez porque en ellos, está depositado el verdadero espíritu y no el gran negocio que aparenta ser.

Diego Acosta

 

INICIO DEL MINISTERIO

El Hijo del Hombre comienza su Ministerio en la Tierra, recibiendo una dramática noticia.

MATEO 4:12 Cuando Jesús oyó que Juan estaba preso, volvió a Galilea. Juan el Bautista había sido encarcelado por orden de Herodes Antipas, tras su valiente reprensión a quién detentaba el cargo de Tetrarca de Galilea y Perea.

MATEO 4:13  y dejando a Nazaret, vino y habitó en Capernaum, ciudad marítima, en la región de Zabulón y de Neftalí. En la ciudad donde había vivido desde su niñez, al cabo de un tiempo Jesús fue repudiado por sus vecinos e incluso su vida corrió peligro ante las amenazas que recibió.

Por esa razón fue a residir a la ciudad del norte del Mar de Galilea, Capernaum, de donde eran originarios cinco de sus discípulos y en donde cumplió una intensa tarea de evangelismo entre los judíos y paganos que residían en el lugar.

MATEO 4:14 para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: Esta es otra de la impresionante serie de profecías que fue cumpliendo a lo largo del tiempo el Hijo del Hombre.

MATEO 4:15 Tierra de Zabulón y tierra de Neftalí, camino del mar, al otro lado del Jordán, Galilea de los gentiles. Este último nombre se otorgaba a quienes entraban o salían de Israel y en la época de Jesús se había convertido en un importante centro del poder de los romanos en la provincia de Palestina.

Las profecías de Isaías anunciando la presencia de Jesús en la región revelan el Propósito del Padre con su Hijo en el Plan de Salvación para los hombres.

Diego Acosta

 

ES UNA AMENAZA?

BLOG del TIEMPO

Un coro gay de una ciudad de Estados Unidos, interpretó una canción cuyo estribillo anuncia que vendrán a convertir a nuestros hijos.

Y agrega que luego vendrán a convertirnos a nosotros, sus padres y por extensión a sus abuelos. Nos preguntamos: La letra de este coro, representa una amenaza?

En todo caso deberían confirmarlo las propias asociaciones que representan al colectivo gay o también desautorizarlo si no es una amenaza para quienes tenemos nuestra fe puesta en Dios.

Si fuera confirmado el apoyo al estribillo del coro gay, debemos pensar que hemos sido objeto de una amenaza pública que concierne a la familia y en especial a la familia cristiana.

Por tanto, estamos indefensos ante las amenazas de quienes se declaran homosexuales y buscan convertirnos?

En tiempos en los que resulta muy difícil discrepar con lo que opinan los colectivos que defienden las relaciones entre personas del mismo sexo, debemos estar alertas.

Para que nuestros hijos no sean convertidos en homosexuales o lesbianas y para que nosotros mismos, sus padres, tampoco lo seamos y nos apartemos del Dios Todopoderoso.

Diego Acosta

 

LA MURALLA DE LA CIUDAD DE DAVID

ARQUEOLOGÍA BÍBLICA

Una vez más los descubrimientos científicos constatan la indiscutible veracidad de la Palabra de Dios.

Se ha confirmado que los restos descubiertos de una antigua muralla, pertenecen a la que fue construida hace alrededor de 2.700 años en torno a Jerusalén.

El histórico hallazgo se registró en el Parque Nacional de la Ciudad de David y tiene unas características sorprendentes que revelan su magnitud.

La muralla tiene aproximadamente cinco metros de ancho y se construyó en la empinada ladera oriental que conduce a la ciudad, a muy poca distancia del Monte del Templo.

La pendiente del sector seguramente preservó la muralla de la destrucción durante la conquista por las fuerzas de Babilonia, ya que los invasores probablemente quebraron las defensas llegando por un camino de más fácil acceso.

Los primeros hallazgos se registraron en la década de 1960, con el trabajo de la arqueóloga británica Kathleen Kenyon, siendo ampliados por el arqueólogo Yigal Shiloh en la década siguiente.

Inicialmente los especialistas descartaron que el descubrimiento correspondiera a la histórica muralla de Jerusalén, porque las dos estructuras que surgieron de las excavaciones parecían no estar conectadas entre sí.

Pero ahora, inequívocamente se puede determinar que la muralla es la de Jerusalén, al menos en la vertiente este. Por tanto se está ante un histórico hallazgo detallado en la Palabra de Dios, hace cientos de años. en el Segundo Libro de los Reyes en su último capítulo.

Diego Acosta