ORACIÓN-Por gobernantes

Oremos por las autoridades!
Oremos para que les sea concedida Sabiduría!
Oremos para que sean fieles a los mandatos recibidos!
Oremos para que sean justos en sus decisiones!
Oremos para que sean irreprensibles!
Oremos para que luchen y derroten la corrupción!
Oremos para que sean defensores de los más débiles!

www.septimomilenio.com

LA JUSTICIA

DEVOCIONAL

Desde siempre los hombres apelaron a Jehová por la defensa de los débiles!

En estos días, esta sigue siendo una dolorosa realidad que nos debe hacer reflexionar, para no ser indiferentes  con el dolor de los que sufren.

Y cuál es mi parte?

Esta pregunta tal vez encierre una especie de disculpa, por lo poco que hago para defender a quienes no tienen ninguna posibilidad de hacerlo.

Es decir, no puedo mirar como los débiles, las viudas y los huérfanos son sometidos por los dictados del mundo, sin pedir para que se obre legítimamente a favor de ellos.

Si no levanto mi voz todo seguirá igual!

Si me callo estaré siendo cómplice con los que someten a quienes son muy fáciles de abatir!

Si verdaderamente sigo los pasos de Jesús, no me queda ninguna alternativa como no sea la de levantar un clamor por quienes son tratados con injusticia.

Sabiendo que un día llegará la verdadera Justicia del Eterno!

Y ese día les será reclamado a los malos sus obras y a mí, el silencio culpable!

Salmo 82:3-4

ES – Defended al débil y al huérfano;
haced justicia al afligido y al menesteroso.

 Librad al afligido y al necesitado;
libradlo de mano de los impíos.

PT – Defendei o pobre e o órfão;

fazei justiça ao aflito e necessitado.

 Livrai o pobre e o necessitado;

tirai-os das mãos dos ímpios.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

EL MALVADO

CONGREGACIÓN

del SÉPTIMO MILENIO

En el Capítulo 26 del Libro de Isaías, que conocemos como el Cántico de Fe en Jehová, hay una impresionante referencia al malvado y por extensión a los malvados.

En el versículo número 10 el profeta nos enseña acerca de que los malvados que reciben Gracia sin aprender Justicia, seguirán haciendo el mal.

Esta afirmación tan rotunda se enfrenta a la natural disposición de comprensión que tenemos los humanos e incluso a la manifestación de esa perniciosa práctica, que es la tolerancia.

Tanto una cosa como la otra la ponemos en práctica, pensando siempre en que es posible recuperar a quienes se encuentran en pecado.

También lo aplicamos a quienes son hacedores de maldad, creyendo que la sola buena intención puede modificar sus hábitos.

Pero por qué el profeta nos advierte acerca de ellos?

Por qué pone tanto énfasis en la condición previa de aprender Justicia, para que la Gracia pueda obrar en sus vidas?

Si valoramos estas palabras en el contexto, apreciaremos que el profeta se está refiriendo a la Justicia y a la necesidad de que los seres humanos comprendan el significado superior que adquiere cuando proviene del Eterno.

Entonces podremos entender la cruel realidad que se describe acerca de los malvados. A pesar de todo lo bueno que hagamos por ellos, persistirán en su maldad.

Aún cuando la Gracia provenga del propio Dios, a quién con toda soberbia y guiados por sus malos pensamientos, darán la espalda.

Por estas razones estamos advertidos acerca de cómo se comportan estas personas y sobre todo, el daño que pueden provocar en una congregación.

Daño, porque los miembros más nuevos y los más débiles en la fe, pueden mal interpretar que los mensajes de Misericordia hacia los malvados, sean una forma de dejar pasar sus hechos reprobables.

De que servirían todos los intentos por acercarse a Jesús, si a los malvados se los consciente, se los ayuda, se los apoya y no se los sanciona?

El malvado debe ser enseñado sobre la Justicia del Todopoderoso y cuando la haya aprendido, recién entonces debe recibir todo el Amor y la Misericordia que estamos obligados a dar al prójimo y fundamentalmente al que debe arrepentirse de sus pecados.

Diego Acosta

www.septimomilenio.com

ORACIÓN. POR JUSTICIA

ORACIÓN

Oremos clamando Justicia por las muertes inocentes de los atentados islámicos!

Oremos clamando Justicia por las amenazas a España y otros países occidentales!

Oremos clamando Justicia por los hacedores de maldad que matan en nombre de su creencia!

Oremos clamando Justicia con los que justifican, toleran o mienten sobre los atentados islámicos!

www.septimomilenio.com

QUE OCURRIÓ EN LONDRES?

Esta inquietante pregunta se origina en las primeras evidencias que se analizan, con relación al incendio que destruyó una parte de una torre de apartamentos.

Los residentes habían alertado acerca de los riesgos que estaban acechando a sus vidas y a sus viviendas.

Se adoptaron las medidas adecuadas de prevención?

Cuáles fueron los fallos que han provocados tantos muertos en un edificio moderno?

Cuando la Biblia nos llama a orar por los gobernantes, nos está planteando la necesidad de clamar por quienes deben tomar decisiones que nos afectan en forma directa.

Hay otros edificios en peligro en Londres?

Los hay en Europa?

Estas preguntas se circunscriben al Viejo Continente, pero podrían extenderse a todo el mundo.

Oremos por quienes deben velar por la seguridad de las personas.

Oremos para que los responsables queden en evidencia ante la Justicia.

Diego Acosta

www.septimomilenio.com