LA BIBLIA Y EL TRABAJO

BLOG del TIEMPO

En el Día del Trabajo es natural que se hable de las justas reinvindicaciones, de quienes se ganan el sustento con el esfuerzo de todos los días.

Desde todos los sectores políticos, se reclama justicia para los trabajadores. Pero casi nunca se habla de la preocupación del Dios Todopoderoso por los hombres y mujeres que trabajan.

Mencionaremos algunas referencias concretas que nos deben hacer reflexionar, acerca de esta cuestión tan importante:

Levítico 19:13

No oprimirás a tu prójimo, ni le robarás. No retendrás el salario del jornalero en tu casa hasta la mañana.

Jeremías 22:13

!!Ay del que edifica su casa sin justicia, y sus salas sin equidad, sirviéndose de su prójimo de balde, y no dándole el salario de su trabajo!

Malaquías 3:5

Y vendré a vosotros para juicio; y seré pronto testigo contra los hechiceros y adúlteros, contra los que juran mentira, y los que defraudan en su salario al jornalero, a la viuda y al huérfano, y los que hacen injusticia al extranjero, no teniendo temor de mí, dice Jehová de los ejércitos.

Juan 4:36

Y el que siega recibe salario, y recoge fruto para vida eterna, para que el que siembra goce juntamente con el que siega.

1 Timoteo 5:18

Pues la Escritura dice: No pondrás bozal al buey que trilla; y: Digno es el obrero de su salario.

En el Día del Trabajo, pensemos en lo que el Eterno ha mandado a través de sus profetas y hombres de fe, para cuidar al que vive de su salario.

Diego Acosta

 

SOMOS RACISTAS…?

ANTIVIRUS

Pareciera que el racismo fuera uno de los grandes problemas de nuestro tiempo y los hechos que lo demuestran se multiplican constantemente.

Esto es parcialmente cierto. El racismo es un problema de la sociedad mundana de esta época y también del pasado, como lo demuestran las referencias bíblicas.

El propio Jehová dejó su mensaje en el Libro de Levítico:
Como a un natural de vosotros tendréis al extranjero que more entre vosotros,
y lo amarás como a ti mismo;
porque extranjeros fuisteis en la tierra de Egipto.
Yo Jehová vuestro Dios.

La necesidad de recordar este Mandato, queda reflejada en el pensamiento de hacer un acto de profunda sinceridad, con relación al racismo.

Quién puede afirmar que no es racista?

Ya no solamente hablando de las personas del mundo, sino de aquellos que nos llamamos hijos de Dios y por eso es vital hacer Memoria de lo que expresó Jehová.

Mal haríamos en sentirnos excluidos como parte del problema,  porque quién lo haga, estaría cayendo en un triple error: estaría intentando engañar al Eterno, al Prójimo y tan grave como eso, se estaría engañando a sí mismo.

Diego Acosta

Los bautismos de Juan y su significado – JESÚS Y MATEO XXIV

La purificación en aguas corrientes fue establecida
en el LIbro de Levítico

en las instrucciones que Jehová entregó a Moisés y Aarón
y estaba relacionada con las impurezas físicas.
Los bautismos de Juan tenían ese sentido hasta que
todo cambió
con la presencia de Jesús, en el río Jordán.
JESÚS Y MATEO XXII

Juan el Bautista comienza a predicar – JESÚS Y MATEO XXIII

Juan el Bautista comenzó a predicar en el desierto de Judá, en la orilla del río Jordán y a una distancia de un día de viaje desde Jerusalén.

Su presencia, a pesar de la lejanía no pasó desapercibida, por varias razones. Una de ellas, era su apariencia y por la forma en que vivía

MATEO 3:4
 Y Juan estaba vestido de pelo de camello, y tenía un cinto de cuero alrededor de sus lomos; y su comida era langostas y miel silvestre.

Para comprender el impacto que provocó su presencia, debemos citar el texto de 2 de Reyes 1:8
Y ellos le respondieron: Un varón que tenía vestido de pelo, y ceñía sus lomos con un cinturón de cuero. Entonces él dijo: Es Elías tisbita.

El diálogo se registra entre el rey Ocozías y los hombres que había enviado a buscar al profeta Elías. Jehová le anunció la muerte al rey y él identificó por sus vestiduras, que eran inequívocas.

El pueblo judío conocía sobradamente lo que representó en la vida de Israel el profeta Elías y la relación que tenía con Jehová. Esto justifica el impacto del hijo de Elizabet entre los suyos.

Cabe agregar que los profetas tambien usaban un manto de características muy especiales, como consta en Zacarías 13:4
Y sucederá en aquel tiempo, que todos los profetas se avergonzarán de su visión cuando profetizaren; ni nunca más vestirán el manto velloso para mentir.

La alusión de Elías como tisbita, obedece a que había nacido en la ciudad de Tisbé, en la región de Galaad, en las altas mesetas al este del río Jordán.

Cabe agregar que Juan el Bautista se alimentaba de miel y langostas, que era un alimento permitido según consta en Levítico 11:22
 estos comeréis de ellos: la langosta según su especie, el langostín según su especie, el argol según su especie, y el hagab según su especie.

En medio del clima que se vivía en el Reino de Judá, por la dura forma de obrar de los representantes del imperio romano, la figura de Juan, se tornó cada vez más relevante.

Diego Acosta

No rebuscarás…!

DEVOCIONAL

La preocupación de Dios por los más débiles impresiona por la inmensidad  de Su Amor.

Así podemos comprender como Jesús tuvo la misma preocupación por quienes precisaban de ayuda y no por los justos, ni los sabios, ni los sanos ni los poderosos.

Estas lecciones de vida esenciales son las que deberíamos recordar y practicar cada día, para estar en la misma visión que el Eterno y que su Hijo, que nos ponen al lado de los desechados de la sociedad.

Puedo pensar que en lo personal a mí no me corresponde asumir las mismas decisiones de Jesús, porque ese fue un tiempo pasado y mis circunstancias son diferentes.

Este es el cruel engaño en el caigo casi voluntariamente, inducido por la mezquindad y la frivolidad del mundo. Satanás usa argumentos, que luego repetimos bajo una pretendida superioridad necesaria para el triunfo.

Dios no me quiere triunfador. Jesús no me quiere un gran hombre. Ellos quieren mi corazón y mi obediencia, para servir al prójimo.

Levítico 19:10
ES –
Y no rebuscarás tu viña,
ni recogerás el fruto caído de tu viña;
para el pobre y para el extranjero lo dejarás.
Yo Jehová vuestro Dios.

PT – Semelhantemente não rabiscarás a tua vinha,
nem colherás os bagos caídos da tua vinha;
deixá-los-ás ao pobre e ao estrangeiro.
Eu sou o Senhor, vosso Deus.

Diego Acosta / Neide Ferreira

 

ATENCIÓN: ESPIRITISTAS

CONSIGNA: SER PRUDENTES Y ESCUDRIÑAR

<< ANTIVIRUS

En los tiempos confusos, revueltos, preocupantes, siempre debemos de tener especial cuidado ante la aparición de quienes aprovechan estas circunstancias.

Pueden ser los falsos profetas que siembran el miedo, la prosperidad no bíblica y también las falsas promesas de estar libres de los efectos de la peste.

Y también es el tiempo de los espiritistas, que con la seducción de su mensaje pueden atrapar fácilmente a quienes están desorientados, preocupados o directamente afanados por lo novedoso.

Si los falsos profetas engañan según lo anunció Jesús, no menos peligrosos son los mensajes de los espiritistas que nos plantean las soluciones que nos pueden dar, falsamente, los dioses menores inspirados por Satanás el enemigo de nuestra fe.

Estemos alertas ante estos peligros, que se renuevan constantemente adoptando atractivas formas, seductoras maneras de llegar hasta nuestra mente.

Solamente el Dios verdadero es el que debe Guiar nuestra vida, sabiendo que es Todopoderoso para controlar todo y a todos. Lo recordamos en Levítico 19:31: No os volváis a los encantadores ni a los adivinos; no los consultéis, contaminándoos con ellos. Yo Jehová vuestro Dios.

Estemos alertas, hoy y todos los días.

Diego Acosta

www.septimomilenio.com

LA CONFESIÓN-2

ESTUDIO BÍBLICO

El profeta Daniel estaba delante de Dios en actitud de confesión y el Señor le envío su ángel dándole a entender que se agradaba de su actitud de confesar sus propios pecados y los de su pueblo. Nos es muy fácil reconocer los pecados de los demás, pero Dios quiere que reconozcamos y confesemos los nuestros.

Levítico, 5:5.

5Cuando pecare en alguna de estas cosas, confesará aquello en que pecó.

Desde la antigüedad el Señor dejó este principio en medio de su pueblo, por el cual el pecador debía de confesar sus pecados.

Salmos 32:3-5.

3Mientras callé, se envejecieron mis huesos. En mi gemir todo el día. 4Porque de día y de noche se agravó sobre mí tu mano; Se volvió mi verdor en sequedades de verano. 5Mi pecado te declaré, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones a Jehová; Y tú perdonaste la maldad de mi pecado.

El principal perjudicado de la falta de confesión es uno mismo. El diablo toma ventaja en la ocultación de nuestros pecados y lo toma como acusación hacía nuestra vida. Nos acusa de hipocresía y nos roba la fe. Cuando confesamos nos reconfortamos en aquél que nos ama.

Salmos 51:1-4.

1Ten piedad de mí, oh Dios, conforme a tu misericordia; Conforme a la multitud de tus piedades borra mis rebeliones. 2Lávame más y más de mi maldad, Y límpiame de mi pecado. 3Porque yo reconozco mis rebeliones, Y mi pecado está siempre delante de mí. 4Contra ti, contra ti solo he pecado, Y he hecho lo malo delante de tus ojos; Para que seas reconocido justo en tu palabra, Y tenido por puro en tu juicio.

El rey David cuando fue amonestado por el profeta Natán, se dio cuenta de su pecado y se puso delante del Señor a confesarlo, pues su anhelo era poder ser tenido justo delante de Dios.

Pr. Ramón Ubillos

www.septimomilenio.com

EL FUTURO…?

DEVOCIONAL

Los hombres siempre tuvimos una necesidad imperiosa de conocer el futuro.

Y también siempre olvidamos el Mandato de Dios prohibiendo cualquier forma de adivinación.

Desde los más sabios a los más necios, hombres y mujeres con poderes o sin él, se entregaron a las perversas mentiras de los adivinadores.

Cuesta trabajo advertir que todavía no hayamos aprendido la lección y que sigamos cayendo en el mismo error, una y otra vez.

Que puede saber un adivinador más que quien busca sus servicios?

Nada!

Si hablo de este tema, es porque también me sedujo la tentación de la adivinación, aunque tengo la coartada de haberlo hecho antes de ser creyente.

Ahora aceptando cabalmente el Mandato del Eterno sobre la adivinación, pretendo ayudar a los que buscan encontrar certeza donde solo recibirán la mentira oportunista.

De ÉL dependemos y nuestro futuro está en su Poder!

Olvidar este Verdad solo nos acerca al peligroso tiempo de la rebeldía!

Levítico 19:31

ES – No os volváis a los encantadores ni a los adivinos;

no los consultéis, contaminándoos con ellos.

Yo Jehová vuestro Dios.

PT –  Não vos virareis para os adivinhadores e encantadores;

não os busqueis, contaminando-vos com eles.

Eu sou o Senhor, vosso Deus.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com