DONDE SE ORIGINÓ LA PESTE?

ANTIVIRUS

Saber donde y como se inició la peste que nos azota, ha sido y es uno de los grandes interrogantes que se ha planteado el mundo en los últimos meses.

Está claro que tener esa información no será la solución para las consecuencias que ha creado la peste, pero tal vez sí servirá para la asunción de las responsabilidades a escala global.

La magnitud de la peste demanda acciones proporcionales y bueno sería que quienes nos vimos afectados, tengamos por lo menos el conocimiento desde donde y por qué nos vimos afectados por la plaga.

Se trata de un acto de estricta justicia y debemos orar para que los gobiernos encuentren la fórmula para llevar tranquilidad a los hombres y mujeres de todo el mundo, que estamos padeciendo los efectos de la peste.

Que sucederá después que se establezcan, el origen y las razones por las que se originó todo lo padecido, será la gran cuestión a la que nos tendremos que enfrentar como habitantes de este atribulado planeta llamado Tierra.

Diego Acosta

LA PESTE Y TRES MILLONES DE MUERTOS

BLOG del TIEMPO

Quienes hemos creído que lo que está azotando al mundo es una peste, recibimos con dolor la noticia de que el número de muertos ha alcanzado los tres millones.

Esta cifra está muy lejana de los alrededor de 60 millones que se cobró la última gran peste que diezmó literalmente a Europa, pero deben considerarse varias circunstancias.

El mundo no es como era y  las posibilidades de prolongar la vida son más grandes que nunca en la historia de la humanidad y por lógica consecuencia, hay mayores posibilidades de preservar la salud y de sanar.

Lo que sí creemos, es que esta peste ha afectado al mundo como ninguna otra, pues ha obligado a alterar una determinada forma de vivir, por otra radicalmente diferente.

Los tremendos excesos de la fantasía en la que vivíamos, han dado lugar a una realidad que tiene otros parámetros y que nos permiten centrarnos en forma directa, en las personas.

Seguramente nada será como en el pasado y también los hombres no seremos como éramos hasta hace poco más de un año. Tal vez podamos aprender a elevar nuestras miradas hacia lo Alto y vivir bajo la Soberanía de Dios.

Diego Acosta

EL FINAL DE LA FANTASÍA

La peste nos ha enseñado
que hemos llegado al final de lo fantasioso
y que estamos en el principio de dolores
que nos llevarán a los momentos cruciales
de Apocalipsis, con el Glorioso regreso de Jesús.
Diego Acosta – MENSAJE

CONGREGACIÓN SÉPTIMO MILENIO

EL PELIGRO DE LA DESESPERANZA

 

ANTIVIRUS

La sociedad mundana desde distintas perspectivas y desde diversos países, muestra a diario como una sensación de tristeza se va instalando en el ánimo de las personas.

Que está ocurriendo?

Nos sentimos indefensos ante la adversidad que se convierte en algo tangible con la peste que nos está azotando. Y desde diversos foros se advierte sobre esta cuestión, reclamando cuidado y también prudencia.

Al parecer no son buenos tiempos para las decisiones drásticas ni para las determinaciones que nos comprometan para el futuro, que aunque incierto es insoslayable.

Frente a este panorama, resulta más necesario que nunca recordar que los humanos tenemos una alternativa válida, no como un remedio sino como una forma de vivir.

Jesús vino para nuestra Salvación y su mensaje de Amor permanece a lo largo de los siglos. Y también debería estar vigente en estos tiempos. No es bueno, negarnos la alternativa de vivir de una forma diferente.

Diego Acosta