MANIPULAR

DEVOCIONAL

La primera señal que nos dejó Jesús sobre el final de los tiempos, fue la relacionada con el engaño.

Concretamente que no nos dejáramos engañar!

Una de las formas más perfeccionadas del engaño es la de la manipulación, que nos lleva a creer en cosas o personas, que no son lo que nos dicen.

El supuesto arte de cambiar lo malo por bueno!

Conversábamos sobre esto con un pequeño grupo de amigos, dejando constancia que en el fondo todos pretendemos ser manipuladores, para colocarnos siempre en las mejores posiciones posibles.

Pero eso es engaño!

Pensar en esto es una constante en mi vida, dado que conozco que esa puede ser una de mis debilidades y debo luchar contra ella.

Ser fieles a la Verdad, necesariamente nos debe llevar a pensar como el Hijo del Hombre y a respetar la conciencia del prójimo.

Manipular nos aleja del Eterno y facilita los planes de maldad del enemigo.

Jeremías 29:8

Porque así ha dicho Jehová de los ejércitos, Dios de Israel:
No os engañen vuestros profetas que están entre vosotros,
ni vuestros adivinos;
ni atendáis a los sueños que soñáis.

Jeremias 29:8

Porque assim diz o Senhor dos Exércitos, o Deus de Israel:
Não vos enganem os vossos profetas que estão no meio de vós,
nem os vossos adivinhos,
nem deis ouvidos aos vossos sonhos que sonhais.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

REACCIONAR

DEVOCIONAL

Un simple hecho, puede alterar nuestros comportamientos y hacernos olvidar lo sustancial.

Esta reflexión se origina en un episodio que en un principio tuvo mucho de casual, pero que en su momento me alteró y preocupó.

Tanto que tuvo que ser el Espíritu, quién me hiciera volver a la realidad y recordar que siendo hijo de Dios, no podía comportarme de esa manera.

Era necesario reaccionar!

Tengo conciencia de que todo lo que me ocurre está bajo la Soberana Voluntad del Eterno, por tanto cada actitud que adopte tiene que reflejar mi obediencia y mi fidelidad.

Pero, si no consigo reaccionar ante un hecho más o menos trivial, cómo tendré una responsabilidad mayor en mi parte de la extensión del Reino?

Como podré afrontar cuestiones verdaderamente importantes, sino soy capaz de obrar ante lo pequeño o circunstancial?

En definitiva, es necesario que aprenda a obrar como hijo de Dios, no como un hombre temeroso ante otros poderes nefastos. Teniendo como tengo la certeza, que no hay Poder mayor que el del Altísimo!

Jeremías 10:6

No hay semejante a ti,
oh Jehová;
grande eres tú,
y grande tu nombre en poderío.

Jeremias 10:6

Ninguém semelhante a ti,
ó Senhor;
tu és grande,
e grande é o teu nome em força.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

 

ESTÁ TODO BIEN

DEVOCIONAL

La mujer sunamita que había sido madre según el anuncio del profeta Eliseo, al morir su hijo tuvo una reacción impresionante y aleccionadora.

Cuando el acompañante de Eliseo le preguntó como estaba, ella sencillamente contestó: Está todo bien y buscó hablar con el profeta.

Creo que es evidente el dolor de la mujer por la pérdida de su único descendiente, pero a la vez revela su convencimiento de que todo está bajo el control de Dios.

Todo lo que es bueno para cada uno de nosotros y lo que no lo es. Así de terminante fue la postura de la sunamita y así debe ser la de todos quienes nos llamamos hijos de Dios.

Obrando de esta manera, dejaría de quejarme, dejaría de mirar lo que hace mi prójimo y buscaría cumplir con aquello que el Eterno ha puesto en mi mano.

Está todo bien…significa que acepto todas las decisiones del Señor. Todas!

Sin discusiones, con aflicciones tal vez pero sin rebeldía, entendiendo que los propósitos del Altísimo son de paz y no de mal, como se lo reveló al profeta Jeremías.

Está todo bien…porque es lo que Dios ha dispuesto!

Él obrará con Amor y Misericordia, como obró con la mujer sunamita, usando a Eliseo para resucitar su hijo!

2 Reyes 4:26

Te ruego que vayas ahora corriendo a recibirla, y le digas:

¿Te va bien a ti? ¿Le va bien a tu marido, y a tu hijo?

Y ella dijo: Bien.

1 Reis 4:26

Agora, pois, corre-lhe ao encontro e dize-lhe:

Vai bem contigo? Vai bem com teu marido? Vai bem com teu filho?

E ela disse: Vai bem.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

INDOLENCIA

Es evidente que la indolencia como forma de vida, no es buena, sino todo lo contrario porque lleva a desaprovechar todas las circunstancias favorables que se puedan presentar.

Es casi obvio, el riesgo de la indolencia!

Pero si llevamos esta forma de comportamiento con la vida espiritual, la cuestión es infinitamente más grave, porque no solo afecta nuestra vida presente, sino la vida eterna.

Esta reflexión es casi una constante en mi vida cotidiana, porque pienso que cosas hago y cuántas otras dejo de hacer, exclusivamente por mi falta de rigor.

No se trata de exaltar el hacer por el hacer mismo, sino de ser cumplidor de todo aquello que Dios ha puesto en mi mano para hacer.

Está claro que no me será demandado aquello que supere mis fuerzas o capacidades, sencillamente porque nunca me será pedido.

Pero si se me demandará todo aquello que estuvo en mi mano y por indolencia pura, dejé de hacer, comprometiendo así una parte de la Obra del Eterno.

Luchemos contra la indolencia, contra el conformismo, contra la desidia. El premio es demasiado grande como para no intentarlo!

Jeremías 48:10

Maldito el que hiciere indolentemente la obra de Jehová,

y maldito el que detuviere de la sangre su espada.

Jeremias 48:10

Maldito aquele que fizer a obra do Senhor fraudulentamente!

E maldito aquele que preserva a sua espada do sangue!

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

QUE DIRÉ…?

Con el tiempo he tratado de llegar al significado más profundo de la advertencia que formuló Jesús, para que evitemos ser engañados.

He aprendido duramente que el peor de todos los engaños, es el que nosotros mismos nos hacemos!

Es cuando acepto que mi mente y mi corazón, me hagan llegar a conclusiones con las que nunca debería estar de acuerdo, pero que sin embargo… acepto.

Fácilmente puedo decir que a mí eso nunca me podría ocurrir, a pesar de que no es que me haya pasado una vez, sino muchas…

De allí las preguntas: Que diré cuando me enfrente al Eterno?

Le diré que me dejé engañar?

Le diré que no fui honrado con relación a todo lo que me fue enseñado?

Le diré que me permití traicionar el Pacto que Jesús formuló en la Santa Cena?

Cuando pienso en todo esto trato de enmendar mis actitudes, para no caer en los errores que me alejan del Hijo del Hombre.

Solamente con su ayuda, podré responder sin temor en la pregunta: Que diré?

Jeremías 17:9

Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso;

¿quién lo conocerá?

Jeremias 17:9Jeremias,

Enganoso é o coração, mais do que todas as coisas, e perverso;

quem o conhecerá?

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

UNA FECHA

 

Creo que todos guardamos en nuestra memoria y también en el corazón, una fecha que tiene un contenido especial.

Son esas circunstancias personales, que marcan los momentos del crecimiento, comenzando por la niñez hasta llegar a los tiempos finales de la vida.

Algunas de esas fechas tienen especial trascendencia, pues están vinculadas con decisiones que determinaron nuestro futuro.

Por eso me acuerdo del primer trabajo, de mi casamiento,  del nacimiento de mis hijos y del momento maravilloso de la aparición milagrosa de mis nietas.

En esto pensaba, tratando de ser fiel al Señor por tantas Gracias y por haberme Guiado y ayudado con sus Bendiciones a tomar las mejores decisiones.

Es bueno que pensemos en esto!

Es bueno que cuando cada uno recuerde, como yo lo he hecho,  estas fechas tan singulares, que son la evidencia del Amor del Eterno por nosotros.Jerermías,

Él es el Autor de lo mejor de nuestra vida y nosotros los responsables, de todos los errores cometidos por haber ignorado lo que nos mandaba.

Por eso doy gracias!

Por su Amor y por haber sido capaz de ser fiel a su Majestad!

Jeremías 29:11

Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros,

dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal,

para daros el fin que esperáis.

Jeremias 29:11

Porque eu bem sei os pensamentos que penso de vós,

diz o Senhor; pensamentos de paz e não de mal,

para vos dar o fim que esperais

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

LOS DÉBILES

En estos tiempos triunfalistas y de exaltación de los soberbios, es importante reflexionar acerca de lo que la Palabra de Dios nos revela sobre los afanes terrenales.

El profeta Jeremías amonestó a los reyes de Israel y de Judá, por su afán en levantar grandes construcciones, olvidando una cuestión esencial.

La grandeza de quienes tienen responsabilidades de gobernar, no se mide por la imponencia de sus obras, sino por su voluntad de trabajar por un sistema social justo.

El rey Salum, hijo de Josías, recibió severas advertencias acerca de esta cuestión tan fundamental para Jehová y que fue transmitida por el profeta.

Me pregunto: Trato de ser justo con quienes me rodean?

Es verdad que no reino ni reinaré, ni gobierno ni gobernaré, pero sigo teniendo responsabilidades para quienes son mis prójimos.

Trato de ser justo con ellos o me sirvo de ellos, como ocurre muy frecuentemente en las congregaciones?

Jesús lo repitió rotundamente: Vino al mundo a servir y no a ser servido!

Este principio de Justicia está claramente dirigido a defender a los débiles, a los que precisan ayuda y a los que no pueden defenderse.

Los ejemplos del pasado, me deben servir muy eficazmente para mi presente de cada día!

Jeremías 22:13

!Ay del que edifica su casa sin justicia, y sus salas sin equidad,

sirviéndose de su prójimo de balde,

y no dándole el salario de su trabajo!

Jeremias 22:13

Ai daquele que edifica a sua casa com injustiça e os seus aposentos

sem direito;

que se serve do serviço do seu próximo, sem paga,

e não lhe dá o salário do seu trabalho.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com

EL TRABAJO

Blog del TIEMPO!

En el Día que se conmemora los trágicos acontecimientos que generaron la fecha del Trabajo, es relevante remitirnos a la Palabra de Dios.

En el Libro de Jeremías Capítulo 22 versículo 13 leemos:

!Ay del que edifica su casa sin justicia, y sus salas sin equidad,

sirviéndose de su prójimo de balde,

y no dándole el salario de su trabajo!

Jeremias 22:13: 

Ai daquele que edifica a sua casa com injustiça e os seus aposentos

sem direito;

que se serve do serviço do seu próximo, sem paga,

e não lhe dá o salário do seu trabalho.

Los hombres ignoramos los Mandatos del Eterno y debemos asumir sus consecuencias. El Mandato del salario, lleva implícito el honrado cumplimiento de las labores.

Diego Acosta

www.septimomilenio.com

TIENDE LA MANO A LOS QUE CAEN

CONGREGACIÓN

del SÉPTIMO MILENIO

Siempre recuerdo que Jesús me rescató… igualmente Él ofrece la salvación a los que le acepten como Señor y Salvador. Los sanos no tienen necesidad de médico, sino los que están enfermos.
Hay muchos que se creen sanos y en realidad están gravemente enfermos. Solo Dios sabe lo que hay en los corazones.
Yo el Señor, que escudriño la mente, que pruebo el corazón, para dar a cada uno según su camino, según el fruto de sus obras. Jeremías 17:10
Nunca nos cansemos de bendecir, de hacer el bien, de sembrar, de ayudar. Si Dios me da cada día tantas oportunidades y me perdona ¿ Quien soy yo para acusar? ¿ Cerraré mi puerta?

Lourdes Diaz

www.septimomilenio.com

GRACIA REVELADORA

Durante más de veinte años esperé una respuesta con relación a una cuestión bíblica, que me resultaba incomprensible.

Además de buscar la aclaración que acabara con la cuestión, he orado pidiendo que ese tema quedara aclarado.

Fundamentalmente porque en los estudios bíblicos,  era un asunto que me impedía avanzar en determinados puntos.

Aquello se pasar conocimientos por gracia por haberlos recibido de igual manera, era una especie de congoja, cuando llegaba al punto sobre el que tenía dudas.

Incluso las opiniones, las sugerencias que muchos de mis buenos maestros me dieron, no pudieron cubrir el vacío que había en mí.

Pero quién espera con Confianza, siempre recibe respuesta. Aunque para ello tenga que esperar muchos años.

Y también es necesario comprender, que la Gracia reveladora, me obligó a cambiar algunas actitudes que erradamente consideraba como válidas.

La inquietud que tenía, ahora se ha transformado en un tiempo de profunda reflexión, para acomodar mis juicios y también mis decisiones a la revelación que recibí por Gracia.

Se ha iniciado un nuevo tiempo en mi vida, donde antiguas convicciones tuvieron que ser desechadas, aún pagando el alto precio de mostrar mi arrepentimiento por mis errores.

Lo más importante es vivir bajo la Verdad de Jesús!

Jeremías 33:6

He aquí que yo les traeré sanidad y medicina;

y los curaré, y les revelaré abundancia de paz y de verdad.

Jeremias 33:6

Eis que eu farei vir sobre ela saúde e cura, e os sararei,

e lhes manifestarei abundância de paz e de verdade.

Diego Acosta / Neide Ferreira

www.septimomilenio.com